Cordero asado

Se que con esta receta me la juego. No sólo por las fechas navideñas en las que estamos, en las que el cordero asado suele ser un plato muy tradicional, sino porque la ciencia del asado, tiene muchas escuelas y tenemos muy buenos asadores por estas tierras. Todo lo que diga, podrá ser utilizado en mi contra



Los puristas de la zona de Segovia me suelen decir que para asar un cordero sólo necesitas agua y sal, y por supuesto un buen cordero. Lo demás es técnica.

A juzgar por los muy buenos corderos que he probado en distintos restaurantes de la zona, debo pensar que tienen mucha razón.

Es cierto también que los buenos asadores disponen también de hornos especiales para estos menesteres, que también ayuda y, sobre todo, años de experiencia para dar el punto correcto a la carne

Aquí doy mi versión para asar un cordero en casa, añado algo más que agua, aunque no mucho más. El cordero es realmente bueno.  Tengo que confesar que no lo he comprado en el mercado. Me lo ha proporcionado un pastor amigo, de un pueblo de la provincia de Valladolid. Es de raza “churra”, para mi de la mejor calidad. Con esta materia prima, tenemos muchos puntos ganados para el resultado final. Una característica de este cordero es su rabo fino y alargado.

Una buena cazuela es también importante, recoge el calor del horno y contribuye a que el asado se haga de forma más uniforme. Las de barro, además dan la imagen rústica que se merece el plato

Ingredientes para 4 a 6 personas:

Medio cordero de raza churra cortado en dos cuartos, delantero y trasero. El medio cordero en canal pesará entre 3,5 y 4 Kg.
Dos dientes de ajo
Dos ramas de perejil
3 hojas de laurel
3 cucharadas soperas de vinagre de Jerez
4 cucharadas soperas de Sal
Medio vaso de aceite de oliva
Medio litro de agua




Preparación:

1.- Machacar el ajo y el perejil en un mortero.
2.- Echar el contenido en una cazuela con la mitad del agua (un vaso, 250 ml) y el laurel
3.- Dejar hervir durante 15 minutos a fuego lento
4.- Salar el cordero por ambas partes con una capa fina de sal
5.- Rociarlo con una capa fina de aceite de oliva
6.- Llenar el fondo de la cazuela con medio centímetro de agua
7.- Precalentar el horno a 220 grados
8.-Poner en la cazuela el cordero, con la piel hacia fuera
9.- Colocar el cordero en la parte media/baja del horno durante 1hora
Durante ese tiempo, añadir tres veces la mezcla hervida de ajo, perejil y laurel.
10.- Bajar el horno a 175 grados y seguir asando durante otros tres cuartos de hora.
11.- Esparcir el vinagre sobre la piel del cordero, 15 minutos antes de terminar el asado
12.- Presentar el cordero asado entero, después trinchar sobre una tabla y servir en la misma cazuela

Una ensalada verde es el acompañamiento ideal. Es un buen desengrasante para este plato contundente.

FELIZ NAVIDAD!


 
 
 

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Queremos vuestros comentarios y puntos de vista, animaros!!